LOS SIETE PECADOS CAPILARES

pelo-largo

Muy a mi pesar las melenas XXL están cada día más presentes en la calle y veo grupos de chicas que parecen pertenecer a algún tipo de secta donde les imponen ir a todas con el mismo pelo. Reconozco que en algunos casos una melena larga puede favorecer y verse bonita pero muy a menudo veo melenas largas, dejadas, quemadas y con puntas abiertas… y eso no es bonito ni actual.

Yo siempre digo que si quieres dejarte el pelo largo tienes que llevarlo bien, y no me vale lo de que ahora se lleva el efecto deshecho, messy o deslavado… una melena larga hay que cuidarla todavía más porque se castiga mucho la punta, cuando la desenredáis, al dormir por el roce con la almohada…

En mi opinión una melena llega a un límite a  partir del cual ya no me parece funcional ni estilosa y en muchos casos esa estupenda cabellera que tanto esfuerzo te ha costado conseguir acaba la mayor parte del tiempo recogida en una coleta o moño.

Si aún así apostáis por una melena “pantojera” os cuento los siete pecados capilares que se suelen cometer y debéis corregir:super long hair

1.- SOBERBIA: cuanto más crece más quieres sin mirar si esta sano, si te favorece y si te quita mucho tiempo mantenerlo. Quieres ser la que más largo lo tiene, o la que más rubia está… Sanea tu melena periódicamente y corta lo que sea necesario para que gane en calidad. Sé práctica y mira si realmente te favorece, el cabello debe sumarte no restarte.

2.- AVARICIA: deja de comprarte productos, aparatos y artilugios para tu cabello que luego no utilizas nunca. Invierte en lo verdaderamente necesario para tu tipo de cabello y utilizado como te recomiende tu estilista. Hay unos básicos para mantener tu melena a raya que no deben faltar en tu baño: productos de hidratación, de peinado y de protección.

3.- LUJURIA:  No te dejes llevar por el placer de lo cómodo, lo fácil o lo rápido como irte a dormir con el pelo húmedo, llevar siempre un peinado tirante, usar productos sin aclarado, no lavarte el pelo si está sucio o no proteger tu cabello de los aparatos de calor como las planchas son malos hábitos que desembocan en problemas capilares. Presume y disfruta de tu cabello secándolo después de lavarlo, desenredándolo bien y peinándolo adecuadamente porque ¿Sabías que el cepillo deja más brillante el cabello? ¿Qué mejor placer que lucir una melena 10?

4.- IRA: No lo pagues con tu pelo. El cabello se ve afectado por muchos factores de tu día a día, las prisas con el aclarado, mal lavado frotándolo excesivamente, desenredados a lo bestia desde la raíz en lugar de empezar por medios y puntas o abrasarlo con el secador al secarlo. Si tu pelo está mal, indisciplinado o rebelde algunos días es porque no lo tratas como se merece. Mímalo!

5.- GULA: No te obsesiones con tu pelo hasta el punto de que lo sobrecargues de productos o tratamientos. Pon poca cantidad de champú o acondicionador y aclara tu melena abundantemente, un buen lavado es un buen aclarado. Cada cabello tiene unas necesidades y en muchos casos menos es más. Si utilizas buenos productos para el cuidado del cabello y lo mantienes sano no necesitaras “empachar” tu melena con pócimas que al final la saturan y la asfixian restándole brillo y naturalidad.

6.- ENVIDIA: “pelo veo, pelo quiero” ¿Te encanta la melena de Jennifer Aniston? ¡Y a quien no! Pero tienes que asumir las limitaciones que tiene tu pelo. No todos los cabellos pueden llegar a cierta longitud, muchos se debilitan y se parten dJennifer.jpge manera que las puntas se ven pobres y quebradizas. Otros tienden a encresparse y requieren de más tiempo de peinado. Otros no tienen cuerpo o volumen y necesitan todo tipo de productos que le den sujeción porque sino el peinado no les aguanta nada… No sufras por no tener el pelo de la vecina de en frente y sácale todo el partido al tuyo, os aseguro que se puede pero con ayuda de un profesional, os recomiendo uno? 😉



25proscons-copy7.- PEREZA
: ¡
Esto sí que no! Si quieres tener una melena diez te lo tienes que currar. Eso de que “no tengo tiempo por las mañanas para peinarme“, “me lo recojo porque me da pereza el secador“, “es que me lleva mucho tiempo secarlo“, “me da pereza aclararlo con agua fría“… no me vale. No todas tenéis la genética capilar de Jennifer Aniston o Eugenia Silva por lo que debéis asumir que tener una melena de portada cuesta un esfuerzo y sacrificio pero es muy satisfactorio porque te ves guapa y ganas en autoconfianza.

Y si has pecado, ponte a trabajar para la absolución de tus pecados o tu pelo será condenado y nunca podrás presumir de melena sana y bonita.

¡El que avisa no es traidor!

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s